Ejercicio para sanar tu Naturaleza Femenina (Tan importante para ser madre…)

Hoy quiero hablaros a vosotras, mujeres, estés queriendo ser madre, o no, eres mujer, no? Pues con eso es suficiente para leer el siguiente artículo.

Existe una escritora que me tiene loca, es Maureen Murdock, y ha escrito un libro que toda mujer debería leer en algún momento de su vida, así que os lo recomiendo, sí o sí, el título es “El viaje heroico de la mujer. Etapas y claves del proceso femenino”Ejercicio para sanar tu Naturaleza Femenina

Somos muchas, por no decir casi todas, las que hemos vivido una infancia con algún que otro trauma, algún día os contaré los míos, pero no será hoy, otro día, lo prometo…

El caso es que, como os decía, casi todas hemos tenido alguna carencia, y si tú eres una de esas, este texto, va para ti….

Como os he dicho en infinidad de ocasiones nuestros primeros 7 años de vida son esenciales para formarnos como personas, y determinarán cómo nos relacionaremos con la vida. En el fondo TODOS necesitamos terapia en algún aspecto de nuestra vida…. Otra cosa es que nos lancemos…. pero esto lo hablaré en otra ocasion…

Sanar la Naturaleza Femenina

El texto que os traigo hoy se titula “TAREAS PARA SANAR LA NATURALEZA FEMENINA” y espero de corazón que os ayude, como tantos otros que os he ido poniendo estos años, y me encantaría que compartáis qué ha sucedido al leerlo, qué os ha hecho pensar, recapacitar, si os ha ayudado…. En fin, lo que os apetezca y os dé la gana! 🙂

Cuando somos bebés, cuando estamos con en brazos de nuestra madre o de esa figura femenina, aprendemos a ser mujer, a través de ella, entendemos qué es ser mujer, justo ahí es cuando empezamos a desarrollar nuestra feminidad, si nuestra madre ha tenido problemas con su propia feminidad, probablemente nosotras también, porque nosotras no aprendemos por lo que nuestra madre nos dice, sino por lo que nuestra madre hace, por cómo se siente ella en su propio cuerpo…aprendemos por ósmosis, los bebés son esponjas, a los que no les hace falta las palabras, ellos absorben a través de la piel todo lo que le ocurre a mamá… así, señoras, empezamos a ser mujer….

Por eso, si vosotras sabéis, notáis, intuis, que algo falta en vuestra faceta de mujer, de madre, de futura madre…. Os animo a leer este texto y a dejaros llevar por las letras y, sin meter mucho a la mente en esto, dejándonos llevar por la emoción, escribáis lo que os salga, lo compartáis o no, da igual, pero escribid sobre ello, o habladlo, con una amiga, con tu madre… sácalo hacia afuera, porque es sanador.

Y dejáis pasar un tiempo, dejad pasar los días, y volved a leerlo, a ver qué pasa…

Sin buscarlo, mira, vamos a hacer un ejercicio entre todas, en la distancia, e incluso sin conocernos…pero que de verdad que es revelador y ayuda. Os dejo con el maravilloso texto de Maureen:

“Si tu madre nunca te ha consolado, con toda probabilidad te será difícil encontrar un verdadero consuelo para el corazón en las relaciones que establezcas con otras personas.
TU LABOR será crear ese sentido de consuelo para el corazón dentro de ti misma.

Si tu madre nunca se ha compadecido de ti, con toda probabilidad tendrás poca paciencia con tus propios fallos humanos, así como con los de los demás.
TU LABOR será observar a alguien que practique la compasión, y practicarla tú misma.

Si tu madre silenciaba tu creatividad.
TU LABOR será dar voz a cada impulso creativo que se presente. Pinta, escribe poesía, toca el tambor, cuida las plantas, cocina y baila.

Si tu madre despreciaba o rechazaba su propio cuerpo como mujer.
TU LABOR es abrazar y honrar a tu cuerpo y a tu sexualidad.

Si te sentías abandonada por tu madre por la razón que fuera, incluyendo la depresión o el alcoholismo.
TU LABOR será escuchar a tus sentimientos y nunca abandonarte tú misma.

Si tienes alguna cuestión sin resolver con tu madre y ésta ha muerto o ha quedado emocionalmente incapacitada, puedes escribirle una carta (que guardarás tú o te enviarás a ti misma) en la que expreses tu pena y tu enfado por no tener una madre NUTRICIA, y dile que HAS llegado a ACEPTARLA y COMPRENDERLA como tal y como era.

Entonces podrás sentirte agradecida por su presencia en tu vida.

Todas nosotras llevamos encima el peso de nuestra madre por lo que es necesario sanar la ruptura madre/hija tanto si tu madre está viva como si no, para así poder sanar la profunda herida de tu naturaleza femenina. El elemento clave reside en que TU misma te conviertas en una BUENA MADRE.

Con esa idea en la mente, asume la tarea de SER MATERNAL CONTIGO MISMA“

Qué os parece? Potente, verdad?

Pues venga, escribe, saca hacia afuera todo lo malo, para que entre todo lo bueno…

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 3,00 de máximo 5)
Cargando…
10 Comentarios
  1. 7 septiembre 2015
    • 20 septiembre 2015
  2. 20 agosto 2015
    • 20 agosto 2015
  3. 18 agosto 2015
    • 20 agosto 2015
  4. 18 agosto 2015
    • 20 agosto 2015
  5. 17 agosto 2015
    • 17 agosto 2015

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR