Las Mujeres Poliquísticas también somos cíclicas !!!!

En muchas otras ocasiones os he hablado del ovario Poliquístico, qué es, qué significa ser poliquística, qué tratamientos naturales pueden mejorar y eliminarlo, e incluso hemos hablado del origen emocional. Esto último lo quiero desarrollar de una manera más extensa, porque ahí queda mucho por decir…pero lo haré otro día….

Pero de lo que hoy quiero hablaros es de la periodicidad que existe en este síndrome, no os asustéis, que voy a explicarlo más extensamente.

Como ya sabéis, tener el síndrome de ovario Poliquístico implica muchos síntomas, entre ellos está en no tener la regla regular. Me encuentro cada día en mi despacho muchísimas mujeres que tienen este síndrome, y que unas tienen reglas cada dos meses, otras cada cuatro meses y otras tienen reglas muy regulares… sí, hay de todo, NO siempre el tener el síndrome de ovario Poliquístico significa no tener la menstruación.

Las Mujeres Poliquísticas también somos cíclicas
Bien, pues hace poco, en el grupo de mujeres que llevo, “Mujeres fértiles que todavía no lo saben”, al que os animo a que os apuntéis, porque estamos haciendo cosas muy bonitas y estamos aprendiendo muchísimo de nuestro cuerpo.

A lo que iba, hace dos semanas, en el grupo de mujeres, hablamos de las cuatro fases por las que pasamos todas las mujeres que tenemos ciclos, SIN importar si son ciclos regulares o no, si son de 28 días o de 90. Pues de esto os quiero hablar hoy, de que las que somos poliquísticas o hemos sido, TAMBIEN somos cíclicas, también pasamos por esas cuatro fases dentro de nuestro ciclo, y también tenemos a esas 4 mujeres dentro de nosotras.

Haré un pequeño resumen de las cuatro fases, muy resumido, porque hay tanto…. Y tan bonito….

Empecemos por la primera mujer, o primera fase, la que llamamos “La doncella, que es el momento antes de la ovulación, o después de que se vaya el sangrado de la menstruación. Este es un momento de mucho movimiento, de mucha acción, durante estos días nos encontramos con muchísima energía, con ganas de crear y hacer cosas nuevas. Y debemos hacernos caso!!! Es el momento de empezar proyectos y de pedir al mundo y al universo, aquello que nos merecemos. Se equipara con la estación de la primavera, que es la estación donde la semilla brota…es el momento de estar hacia afuera, expuestas, para que seamos vistas!!!

La segunda mujer, “la madre”, es el momento de la ovulación, nos encontramos es una fase mucho más amorosa, es el momento también de la sensualidad, nos sentimos distintas, con ganas de tener sexo, con ganas de contonearnos ante nuestra pareja, es el momento del amor con mayúsculas… esta etapa se compara con el verano, es el momento en el que la semilla florece y da su fruto. Es el GRAN momento maternal por excedencia.

La tercera mujer, “la chamana”, es el momento premenstrual, en esta fase nos encontramos más brujitas, más chamanas… tenemos la intuición mucho más desarrollada, “vemos” con muchas más facilidad, es el momento que estamos en contacto con nuestro inconsciente. Esta etapa se compara con el otoño, es el momento de recoger lo cosechado. Como dice la gran Sofia Gutierrez, con la que he tenido el placer de trabajar, que en estos días estamos dispuestas a dejar ir lo que nos hace sentir pesadas. Qué bueno, verdad??!!

La cuarta mujer, “La dama de la muerte”, es el momento de la menstruación, en esta fase estamos más “hacia dentro”, necesitamos retirarnos del mundanal ruido, para estar en nuestras profundidades, necesitamos un tiempo solo para nosotras, es el momento de PARAR, de dejar que lo que ocurre fuera, se quede ahí, fuera, y que nos miremos hacia dentro, que nos demos permiso para descansar, para no “estar” siempre ahí, es el momento de respetarnos. Para mi es el GRAN momento, porque si no nos respetamos en esta fase, nuestro cuerpo nos lo recordará y nos pasará factura… esta etapa se asocia con el invierno, es el momento de hibernar, es el momento de la quietud, es el momento de esperar a la primavera, replegadas sobre nosotras mismas.

Y por qué os he explicado todo esto???

Para que os conozcáis, es la única forma de aprender a respetarse, tenemos que empezar a conocer nuestros tiempos, tenemos que aprender a retirarnos, tenemos que aprender a RESPETARNOS, y os puedo asegurar, que si lo hacéis, que si no vamos en contra de nuestra propia naturaleza, nuestro ciclos serán mejores, sin molestias, sin dolor y más regulares. Hay que Reconocerse y Reconectarse.

Ojalá y toméis nota de este artículo, ojalá….si lo hacéis, dentro de unos meses me escribiréis diciéndome lo bien que os ha ido, ya veréis, ya!

Y para terminar, os animo a participar en el Taller Online que haré el próximo 20 de Noviembre, sobre Tratamientos naturales que nos ayudan a eliminar el Síndrome de Ovario Poliquístico. Más información aquí.

BESOSSSSSS

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de máximo 5)
Cargando…
8 Comentarios
  1. 10 Febrero 2015
    • 27 Febrero 2015
  2. 10 Noviembre 2014
    • 14 Noviembre 2014
  3. 10 Noviembre 2014
    • 13 Noviembre 2014
  4. 10 Noviembre 2014
    • 13 Noviembre 2014

Deje un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies