Cómo medir la reserva ovárica: Hormona Antimulleriana (1ª Parte)

Queridas, queridos, hoy vengo a contaros varias cosas interesantes… la primera es que tenemos una nueva incorporación en PsicoFertilidad Natural, la embrióloga Neus Ferrando, ya la conoceréis, lleva poquito con nosotros, pero se nota que hay química y sobre todo, le ENCANTA este trabajo. Ella nos habla hoy de la Hormona Antimulleriana y su relación con la reserva ovárica.

Y para que empecéis a conocerla, os voy a dejar un texto que ella misma ha escrito, en este texto, quiero contaros TODO sobre la hormona antimuleriana. Pero antes de dejaros con las palabras de nuestra Neus, quiero que os quede bien clara una cosita: para determinar la reserva ovárica en la mujer, además de la hormona antimulleriana, es necesaria una ecografía en los primeros días del ciclo menstrual.

Os dejo con sus palabras:

Cómo medir la reserva ovárica: Hormona Antimulleriana“Hormona antimülleriana

La hormona antimülleriana (AMH) es una hormona producida en las mujeres por las células de la granulosa de los folículos ováricos. Regula la cantidad de folículos en crecimiento en cada ciclo menstrual, evitando que crezcan demasiados en un mismo ciclo.

Esta hormona es producida en el ovario des del nacimiento, aunque se produce en mayores cantidades a partir de la pubertad. Se expresa únicamente en las células de la granulosa de los folículos que han sido reclutados en un ciclo menstrual, pero que aún no han sido seleccionados para ser el dominante (el folículo que expulsará el óvulo), por lo que refleja de forma indirecta el número de los folículos primordiales que quedan en el ovario. Por este motivo la concentración en sangre de la hormona antimülleriana es utilizada para predecir la reserva ovárica de una mujer, es decir, es utilizada como marcador de la cantidad y calidad de los folículos ováricos que quedan en el ovario.

El nivel de AMH en sangre decrece con el tiempo, permitiéndonos conocer cuando una mujer se encuentra en el estadío tardío de su edad reproductiva. Por ello, se ha propuesto como el marcador más sensible para predecir el período de transición hacia la menopausia.

¿En qué momento del ciclo menstrual debemos medir la AMH?

Los niveles séricos de la hormona antimülleriana sufren una mínima fluctuación en las diferentes fases del ciclo menstrual debido al continuo crecimiento de los folículos pequeños que producen esta hormona. Estas pequeñas fluctuaciones de la AMH no se consideran significativas, por lo que la concentración de AMH en sangre se puede medir en cualquier momento del ciclo menstrual para estudiar la actividad ovárica.

Valores de AMH

Según la literatura sobre fertilidad se ha llegado a un acuerdo sobre los valores de hormona antimülleriana en sangre, considerando los siguientes tres grupos:

  • Los valores séricos de AMH entre 0,7 ng/ml y 2,3 ng/ml indican una buena reserva ovárica.
  • Unos valores inferiores a 0,7 ng/ml de hormona antimülleriana en sangre apuntan a una baja reserva ovárica. Es decir, la mujer se encuentra en el estadío tardío de su edad reproductiva, lo cual no significa que no pueda quedar embarazada como explica Toñi en el artículo “¿Baja reserva ovárica significa que no podré ser madre?
  • Valores superiores a 2,3 ng/ml de AMH están relacionados con el síndrome de ovarios poliquísticos (SOP) y, en los tratamientos de reproducción asistida, se debe tener un mayor control de la estimulación ovárica para evitar que se produzca el síndrome de hiperestimulación ovárica (SHO).

No obstante, es importante no obsesionarse con los valores de corte de los diferentes grupos, ya que una diferencia de 0,1 ng/ml sitúa a una mujer en un grupo u otro. Por ejemplo, una mujer con 0,7 ng/ml de AMH se supone que tiene una buena reserva ovárica mientras que otra con 0,6 ng/ml se considera que posee una baja reserva ovárica. En realidad, habría poca diferencia en la reserva ovárica de ambas mujeres, ya que la medida de la AMH es un continuo.

AMH y reproducción asistida

En los tratamientos de reproducción asistida, la concentración en sangre de la AMH nos da una orientación sobre la respuesta que pueden tener los ovarios a una estimulación ovárica controlada.

Los niveles de AMH son más bajos en las mujeres que presentan una baja respuesta ovárica en comparación con las que manifiestan una respuesta ovárica normal, según descubrieron Elgindy y colaboradores en su estudio “Anti-Müllerian hormone: correlation of early follicular, ovulatory and midluteal levels with ovarian response and cycle outcome in intracytoplasmic sperm injection patients” publicado en el 2008 en Fertility and sterility.

Otro estudio científico, llevado a cabo por Ebner y colaboradores y publicado en Human Reproduction, revela que la AMH es un buen predictor de la cantidad de ovocitos recuperados en un tratamiento de estimulación ovárica y de la calidad de estos ovocitos. En este estudio, denominado “Basal level on anti-müllerian hormone is associated with oocyte quality in stimulated cycles” se concluyó que las mujeres con unos valores de AMH medios obtuvieron un mayor número de ovocitos de buena calidad que aquellas mujeres con valores bajos o elevados de AMH.”

En el próximo post, la segunda parte…que aún Neus, tiene mucho que contar!!!

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de máximo 5)
Cargando…
8 Comentarios
  1. 30 junio 2017
  2. 13 febrero 2017
    • 20 abril 2017
  3. 12 febrero 2017
    • 13 febrero 2017
    • 20 abril 2017
  4. 12 febrero 2017
    • 20 abril 2017

Deje un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies